Hay algo de Borges en la música de Beytelmann : una lengua clara, hablada con erudición y singularidad. Por supuesto, Beytelmann habla su « lengua materna », el tango, y como en el caso de su lengua de adopción, el francés, lo habla con el acento de un exilio consciente, lúcido de sus implicaciones y consecuencias.
« Ligada al tango », su música toma de sus raíces porteñas las virtualidades de una nueva lengua, preocupada por una modernidad musical fuera de todo artificio.
Beytelmann habla una lengua profundamente personal, nacida de la introspección y abierta al mundo que nos recuerda, una vez más, que el tango es una música viva.

Mathieu Cepitelli
français español english
 
   
 
 
Infos légales     réalisation du site : GraphikSite.com